lunes, 26 de marzo de 2012

¿Qué es un enfermero? Episodio II. Hasta los cojones de pensar que es un enfermero

"Hasta los cojones de pensar qué es ser enfermero."

Este tweet de @enerevenfermera fue la que me dio la idea para escribir está trilogia.

Ahora viene una discusión filosófica y astral o sea que ya sabes, si no quieres leer tanto rollo... vuelve al facebook. El proximo relato, en la tercera parte :p

El relato anterior entre otras cosas explica una situación que nos suele pasar muy a menudo, que no nos identifiquen como enfermeros si no como médicos, ya que en según que roles no nos ubican como parte de la atención sanitaria y por otro lado, se refleja como accedemos a hacer actividades que estan un poco entre la frontera de lo que es un medico y una enfermera.

Quizás ahora no hay tanta controversia, que todavía la hay y por el ejemplo el seguro enfermero no cubre esta actividad segun me han comentado, pero en EL AYER reciente había muchisimos más peros a que pusieramos puntos. Solo un último apunte que creo importante, en la mayoría de los casos el que nos enseño a ponerlos fue el mismo médico.

Pero eso era el ayer, hoy (y mañana) surgen nuevas cuestiones que nos hacen replantear qué es una enfermera y si aquello a los que nos invitan a hacer lo podemos o no podemos hacer. La enfermería en las últimas décadas ha vivido un cambio y un progreso enorme que como dijera Alfonso Guerra no la reconocería ni la madre que la parió, y aún sigue evolucionando y si un día lo dejase de hacer, creo que sería el punto de inflexión hacia su extinción. Están surgiendo técnicos sanitarios de diferentes clases que a la mínima que nos descuidemos ocuparán diferentes nichos de nuestro trabajo.

Si no me creéis, mirar a los técnicos de rayos, por ejemplo, hacen un trabajo excelente y han ocupado el lugar de la enfermera y a mejor precio.

Olvidemonos de grandes definiciones ya que al final son demasiado genéricas y sirven para todo pero no concretan nada y no nos sirven para acotar qué podemos hacer o no. La definición que expone el consejo de enfermeria sirve tanto para la enfermería de hoy como la de hace 30 años y parecerse se parecen como un huevo a una castaña. Pensar qué es una enfermera muchas veces va ligado a discutir sobre los límites de la enfermeria y esto no es fácil por que a veces la medicina y la enfermeria se entrecuzan y los limites de cada uno se desdibujan y no son nada claros.

Estan surgiendo nuevas figuras como la enfermera gestora de casos, la enfermera de enlace, la enfermera de salud y escuela... que no generan controversia, pero ¿HOY hay alguna actividad asistencial a la que la enfermera se ve condicionada a ejercer ya sea por presion asistencial o sugerencia del medico o de los gestores sanitarios que le creen serias dudas si plantarse o no?

Varias hay, pero para poner un ejemplo, me voy a centrar en una ctividad que surgió en Catalunya hará unos 2 años que es un ejemplo claro: La consulta espontánea de enfermeria:

Resumiendo, han diseñado unos protocolos en primaria para que atendamos patologías "banales" para utilizarlos en las guardias de atención primaria. El objetivo último es disminuir la presión asistencial que sufre el médico sin tener que contratar más. Sobretodo ahora que con los recortes nos estan aumentando el numero de pacientes por consulta y de seguir así el sistema va en vía del colapso ( si quieres saber más sobre esto lee este enlace: http://eraseunavez-juan.blogspot.com.es/2012/03/ciao-ciao-bambinos.html )

Hay desde la atención a las quemaduras y heridas que no supone ningún problema asumirlas, hasta patologías que aunque ponga un diagnóstico de enfermeria delante estamos haciendo uno médico, tales como: gastroenteritis, catarro de vías altas, otalgias, conjuntivitis,...

Estamos claramente cruzando la frontera, hacemos de paramédicos, residentes, minimédicos o como se quiera llamar. Y si durante años había una cosa muy clara era que el diagnóstico médico y el tratamiento posterior es decisión única del médico y no de enfermeria y ahora de un golpe esto ha saltado por los aires... y no hemos sido nosotros los que lo hemos causado.

Sí atendemos a un paciente y lo enviamos nosotros a casa con un tratamiento nos la estamos jugando... pero, si analizamos nuestro cuerpo de estudios... ¿ tenemos los conocimientos suficientes de clinica, patología y farmacologia para estos casos? La respuesta es un sí condicional creo yo. Una cosa es tenerlos o haberlos tenido para estos casos "banales"(que cuando no practicas lo que estudias se acaba olvidando) y otra es tener la destreza y experiencia suficientes para saberlos utilizar. Hace falta mucha práctica para auscultar bien o hacer una buena exploración abdominal, por ejemplo.

Aunque estemos hablando de patalogías "en un principo" banales, para algo los médicos estan cursando durante seis años casi exclusivamente clínica, patología y farmacologia ( en todas sus varientes) y luego rematan con cuatro o cinco años de residencia que les da la práctica, preparación y experiencia necesarias en la parcela de la medicina que han decidido ejercer ( Apunte: Otro día, hablaré de la especialidad en enfermeria comunitaria y de la revolución que creo que va a suponer). Por qué se ha implantado esta "función" nueva pero una formación adecuada y exigente ( como en UK) pues no, la verdad.

¿Entonces que debemos hacer? ¿Seguir negandonos o aceptar como una nueva parcela de actuación y presionar para que se reconozca que tenemos la capacidad suficiente para hacernos responsables de estas decisiones? La polémica (o no) está servida

La enorme presión asistencial que cada vez a peor nos hace plantear si nosotros, como parte del sistema sanitario, podemos aportar algo más... que una enfermera ponga puntos y de paso ayude a no colapsar más la consulta del médico no causa muchas dudas ni reparos ahora, pero hace unos años no era así. ¿Pasará lo mismo con la consulta espontania de enfermeria?

Siempre estamos pensando que somos y que no somos y sobretodo qué roles, actividades y técnicas son propias de la enfermeria y podemos realizar y en cuales estamos entrando el terreno del médico y nos estamos exponiendo a que venga un juez y nos corte el cuello por intrusismo.

Si tenemos los conocimientos y habilidades suficientes... ¿ Nos tenemos que autocensurar? Yo creo que sí, no podemos estar jugando a la ruleta rusa. Pero claro, a medida que la enfermería avanza y algo se instaura como "habitual" negarnos siempre comienza a perder argumentos y se comienza a pensar... ¿ Si la ley me lo impide, por que no se cambia la ley?

Un caso claro sería la prescripción enfermera, hemos estado años cometiendo una alegalidad y con la reforma anterior pasamos a una ilegalidad. Y seguro que cuando la enfermería se puso a decidir, hace décadas, el tratamiento de las úlceras, por ejemplo, posiblemente hubo reticencias a asumir algo que era decisión del médico ( no lo sé, es un suponer, yo aún no habia nacido)

Es una decisión difícil y que otra vez nos hace decir:

"Hasta los cojones de pensar que es un enfermero"

martes, 20 de marzo de 2012

¿Qué es un enfermero? Episodio I. El niño de los puntos

EL AYER:

CAP Arenys de Mar. Año 2005. Atencion continuada de domingo. 13:00 AM

"Un  niño de 8 años apareció en el ambulatorio. Se había hecho una pequeña herida jugando y su madre lo traía para que lo atendieran. Los dos estaban tranquilos y extrañanamente no mostraban sintomas de histeria. Era un niño muy despierto, su cara reflejaba mucha curiosidad; travieso pero sin llegar a ser maleducado.

La administrativa llamó al enfermero para que supiera que tenía un paciente. Cuando entraron en la consulta, fue el crio y no la madre quien le explicó con toda la tranquilidad del mundo y sin dramatismos que estaba jugando con su primo en la terraza y que se había caído haciendose "pupa" y claro, tenia que venir al médico para que le curase.

Tenía un corte pequeño en el brazo que según el enfermero requeria de unos tres puntos, este llamó al médico para que inspeccionará la herida y confirmará su punto de vista como así fue. Este último le pidió que como era un pequeño corte en el brazo si no le importaba hacerlo él. Por que con un paciente complicado en la consulta y otros cinco esperando, si a más tenia que parar un cuarto de hora por poner los puntos iba a estar demasiado tiempo la consulta parada y no le gustaba. Pero si no queria o podia tampoco pasaba nada...

El enfermero accedió sin ningun problema, no era la primera vez que ponía puntos, preparó la anestesia local bajo la atenta mirada del crio, no lo miraba con miedo pero sí con cierta desconfianza

- ¿Que me harás? - Preguntó sin aspavientos.

El enfermero pensó que mejor era ser sincero y explicarle lo que le iba a hacer, no ganaba nada con decirle mentiras, en el momento que le pusiera la anestesia se iba a dar cuenta que le había engañado y entonces su desconfianza se convertiria en rechazo y no le dejaría acercarse para ponerle los puntos. Si había alguna posibilidad, aunque remota, de poder poner los puntos sin que el niño montará un drama era diciendole la verdad. Cómo para que lo entendiera, ese era el reto.

- Mira, tienes este corte y si no te junto los bordes no se te curará, te tiene que quedar así, ves? - le explicó acercandole con los dedos los extremos de la herida- Para ello te he de coser como cuando tu mama cose la ropa, pero para que no te duela, te tengo que pinchar esto, que no duele pero pica.
- Seguro que no duele???
- No duele pero pica, y si no te la pongo y te coso si que te va a doler... no puedo hacer otra cosa, lo siento :(
- Bueno... vale...

Cuando aplicó la anestesia, el niño comenzó a sollozar pero en ningún momento se puso a llorar ni a gritar, se agarró a su madre buscando protección y esta le calmó con dulces palabras. Ella tampoco lo estaba pasando bien, su cara lo reflejaba.

Una vez puesta  la anestesia el niño paró de quejarse y se miró la herida con curiosidad. Mientrastanto, el enfermero comenzó a preparar el campo esteril justo al lado del crio y a coger todo lo necesario para poner los puntos: gasas, pinzas, cocher, seda y bisturí. El crio no quitaba la mirada de lo que estaba haciendo y no paraba de preguntar; que era cada cosa y para que servia.

Una vez consideró que la anestesia ya hacia efecto, cogió la seda con el cocher y con la mano izquierda las pinzas. para que no se asustará el niño, picó levemente con la aguja de la seda la piel al lado de la herida para que viera que no hacia daño a lo que el niño respondió sorprendido con una sonrisa "¡Pero si no duele!"

El crio estuvo todo el rato observando como le cosían sin apartar la mirada, sin miedo. Una vez acabado se giró al enfemero y con una sonrisa le dijo:

- Muchas gracias doctor!
- De nada guapo, pero yo no soy medico, soy enfermero.
- ¿Enfermero? ¿Qué es un enfermero?

"¿Y ahora como le explico que es un enfermero a un crio?", pensó. No podía dar una definición academica ( enfermero es aquel que abarca los cuidados, autónomos y en colaboración, que se prestan a las personas [...]e incluye la promoción de la salud, la prevención de la enfermedad, y los cuidados de los enfermos, discapacitados, y personas moribundas... ) por qué entonces ni la madre lo entendería. Tampoco queria decirle que era el que "pinchaba", no solo era eso y así el niño pensaria que eran los "malos" que siempre hacen daño. Ni decir "soy el que cuida a los enfermos" por que entonces el niño le responderia que cuando él estaba malo lo cuidaba su mama y ella no era enfermera... intentó ser más genérico y explicar intervenciones que hacia y que el niño pudiera entender y no decir nombres de enfermedades como HTA o diabetes que el niño no conocería .

- Mira, pues... un enfermero es aquel que si te haces un corte o una herida ( no te voy a decir úlcera, no lo vas a entender.. quizás) pues te cura, o si una persona hace falta que se adelgaze pues le explico como comer bien, o si quiere dejar de fumar le ayudo a dejarlo, o si que hay que sacarle sangre o ponerle una inyección..., o quizas en tu cole hay una enfermera, que es la que si algun compi de tu clase se cae o se encuentra mal va a hablar con ella,...
- .....- el niño, con una mirada que parecía decirle " tú me estas tomado el pelo", le respondió- ¡Eso es un médico!"

jueves, 15 de marzo de 2012

Entre locos anda el tema

Bueno, ahora que no nos lee nadie me pondré a escribir algo...

Como ya tendré tiempo para hablar de todo, comencemos por algo que tenga que ver con el blog.. si se llama "the crazy nurse" pues hablemos de... un loco.

De los primeros locos que me vienen a la mente siempre es H.M. Murdock del Equipo A, que como todo el mundo sabe, cuando dejo la serie se hizo immesanmente rico al crear una marca de ropa femenina. Aunque mas de un@ que por alguna circunstancia ha entrado en alguna de sus tiendas, ha confundido la caja por una barra de discoteca y ha pedido una cubata en vez de una prenda; con esas luces y música no me extraña. Incluso los más despistados han intentado ligar con la cajera pensando que era una camarera, pero estos ya rayan la irracionalidad, por que alguien conoce a alguno que haya conseguido ligar con una camarera de una discoteca?? Es una leyenda urbana!!!

Volvamos al tema que ya me desvio y me ando por las ramas. El Equipo A fue una serie concebida para que el máximo de telespectadores se identificaran con alguno de los protagonistas y así tener más audiencia, es por ello la gran diferencia entre ellos: Tenemos al lider veterano, al guapo caradura, al fortachón cortito pero bonachon y al loco... y para las mujeres habia la periodista guapa ( y que seguro que fue la princesa del baile en sui instituto)... las pseudofeas, alternativas i/o intelectuales se tuvieron que esperar a Scobby Doo para ver a una chica con la que se pudieran identificar. ( y no me refiero al perro malpensados, es Vilma....tatatatatatatatatatatatatatatatatataranieta de Vilma Picapiedra)

Visto con perspectiva esta serie me demuestra como nuestros gustos y nuestra forma de ver las cosas va cambiando con el tiempo. Recuerdo que de pequeño me molaba M.A, queria ser tan fuerte como él, quizás era por que era justo lo contrario y siempre anhelamos lo que no somos o no tenemos... Eso sí... como él, sigo bebiendo leche y no café... aunque sea con Cola Cao.

Con el tiempo mi favorito paso a ser Fenix; o mejor dicho, el caradura, si hacemos una traducción real del original. Pero claro... queda mas coool Fenix... aunque con ese nombre me hicieran creer que era un caballero del zodiaco. Obviamente queria la facilidad que tenia en embaucar a la gente.. entre ellas a las mujeres guapas. Pero aunque tarde me di cuenta que era el más simple de todos... aparte de una sonrisa poca cosa más tenia que ofrecer.. estaba vacio. Es más... a una mujer no te la llevas al huerto solo con una sonrisa... no?

Con Anibal Smith, descendiente directo del general fenicio Annibal Barca, nunca me llegué a sentir identificado. No soy veterano (aún), no soy ni quiero ser un lider ( como mucho un antilider) y menos fumo puros. Eso sí, mal, lo que es mal no me caía, sino todo lo contrario.

Pero extrañamente a medida que fuí creciendo y madurando ( vale.. sí, sigo siendo muy infantil) Murdock me comenzó a gustar más como personaje...a veces creo que hago el proceso inverso al de la gente.. de ser muy serio de pequeño cada vez soy más informal ( aunque a veces algun cabrito me provoque regresiones... esto...  no hablemos de los recortes).

A lo que ibamos. En un principio esta loco, todo el mundo lo toma como tal y siempre lo minusvaloran. Pero ni está loco ni es el más débil del equipo.

Su "locura" le permitia sorprender a la gente y como terapia era fantástica para relajar los momentos de tensión que vivian, y no caer ni él ni el grupo en una crisis de ansiedad como cuando los pillaban y los encerraban en el Leroy Merlin para que no escaparan, o secuestraban a alguno de ellos y había que rescatarlo, etc, etc. Sin él, el grupo habria caído en la desesperación y la locura; era lo necesario para mantener al grupo estable y cuerdo.

Es más, si era preciso podria adoptar el rol de Fenix, MA o Hanibal: era el más polifacetico de todos. Si hacia falta se liaba a ostias ( no, el pobre MA no tenia muchas más aptitudes ni repertorio), o sacaba el morro de Fenix y liaba a quien sea.  incluso al propio Fenix... recuerdo que en más de una ocasión le llegó a levantar el ligue. Y cuando era Hannibal o ya todo el grupo el que estaba preso era él quien ideaba un plan loco y lideraba el grupo como si fuera el mismo Smith.

Y quien sabe.. puede ser que en un futuro cuando tenga más canas (en la barbilla ya tengo unaas cuantas) vuelva a ver la serie y mi favorito pase a ser Hannibal Smith, pero eso es lo bueno.. evolucionar y no ser siempre iguales, no?

Y a ti? Cual es tu loco preferido??

martes, 13 de marzo de 2012

Mi primer Post, vamos, mi primer articulo.

Estoy ante el reto de la hoja en blanco, acabo de crear un blog ( será que tengo ganas de expresarme) y justo ahora no sé por donde comenzar... o de que hablar.

Puedo hablar de mi profesión, la enfermeria. Pero si me habituo a escribir ya hablaré largo y tendido sobre los múltiples aspectos de mi oficio y mi punto de vista de la atención primaria y la sanidad... sí, sí, como si fuera un experto...

Puedo de hablar de Badalona, mi ciudad. La quiero tanto como la odio: No ofrece nada, gracias a los politicos cada vez hay más inconvenientes que ventajas pero me resistiria a dejarla.. necesito su ambiente, la playa, la calle del mar, la rambla,...

Puedo hablar de economia y aquí sí demostraria ser un experto.. si definimos experto a una persona que entiende sobre un tema más que la mayoria de gente que se dedica a ese mismo asunto. Pero vamos, cualquier ciudadano de a pie esta demostrando saber más de economia que politicos, banqueros, empresarios y economistas...

O simplemente me puede venir la inspiración y escribir un relato.

Ahora que pienso... alguna vez alguien leerá esto? entrará en mi blog? o escribo como si escribiera un diario secreto... bueno.. suerte que no he comenzado diciendo "Querido diario: O comienzo a escribir para desahogarme o como me sigan tocando tanto los cojones con los recortes en sanidad lo voy a enviar todo a tomar por culo" ( ahora entendeis lo de crazy nurse, no?)